MESSI Y UN GOL DE ANTOLOGÍA EN LA COPA AMÉRICA: “ME SALIÓ BIEN, ¿NO?”

A un toque

Written by:

Views: 219

Julio de 2007. Alfio Basile se enfocaba en la lista de convocados para la Copa América de Venezuela y tenía razones para entusiasmarse. Desde la mitad de la cancha hacia el ataque, sobraban variantes y jerarquía. Ahí estaban Cambiasso, Mascherano, la Brujita Verón, Riquelme, Aimar, Crespo, Tevez… Y el DT de la Selección se ilusionaba aún más con otro nombre del plantel: Lionel Messi, que llevaba menos de dos años con la camiseta argentina.

Decía Basile sobre el crack rosarino: “Cuando entra en la cancha no piensa en lo que hay a su alrededor, piensa sólo en jugar a la pelota. Tiene velocidad, aceleración, gambeta. Es capaz de inventar siempre algo nuevo, tiene unas condiciones bárbaras y un talento inmenso. Y un es chico eléctrico”. Y luego agregaba: “Lionel debe tener libertad por todos lados; libertad de inventar, de jugar como sabe, de encarar, de volar. Los grandes jugadores tienen que volar”.

Y en aquella Copa América, la primera de su carrera, Messi trazó una obra para el recuerdo. Inolvidable. Ocurrió en las semifinales contra México, cuando facturó el pase de Tevez, vio al arquero Oswaldo Sánchez y calibró su pegada. El toque quirúrgico hizo una parábola preciosa y dejó su firma en la red. Golazo. Para cerrar el estadio, como propuso Basile desde el banco. Para irse de la cancha, como opinó Hernán Crespo a unos metros del DT.

“¿Si fue el gol más lindo de mi carrera? Puede ser, hice varios, como aquel al Getafe en la Copa del Rey. La verdad, casi no lo vi en la tele. Todos dicen que estuvo muy bueno; yo vi al arquero adelantado y me la jugué”, respondió Messi, con su perfil bajo de entonces, el día después del triunfo 3 a 0 y el viaje a la final de la Copa América. Y más atrevido, cerró: “Me salió bien, ¿no?”

Comments are closed.