EL PENSAMIENTO DE QUIQUE SETIÉN

A un toque

Written by:

Views: 348

Al igual que en 2003, Barcelona decidió frenar su marcha y cambiar la dirección a mitad de la temporada. Entonces, había despedido al holandés Louis Van Gaal y elegido al serbio Radomir Antic en medio de una crisis institucional. Ahora, Ernesto Valverde dejó los comandos y en su lugar llegó Quique Setién. Admirador de Johan Cruyff y de estilo ofensivo, aterrizó a los 61 años en el club catalán. En su currículum hay experiencias como DT de Racing de Santander, Ejido, Logroñés, Lugo, Las Palmas y Betis, con el que se dio el gusto de ganar en el Camp Nou y llegar a la Europa League. En diez frases, un viaje al pensamiento del nuevo entrenador del Barça.

“Conmigo jugará el futbolista que tenga más cualidades técnicas, pero sé que con la mayor parte de los entrenadores jugará el que trabaja”.

“Nunca tuve la capacidad para inventar, así que siempre me he estado fijando en lo que hacían los demás para luego ir incorporando matices propios”.

“Entre los entrenadores que tuve, Luis Aragonés me marcó mucho. Me hizo ver las cosas de manera diferente. Competir de verdad. Me metió en vena ese punto de agresividad que yo no tenía después de ocho años en el Santander, donde había estado un poco acomodado”.

“Messi es el mejor futbolista que vi en mi vida. Es imparable y está por encima de cualquier sistema táctico. Domina más facetas del juego, aunque Cristiano es uno de los mejores rematadores de la historia”.

“No he visto a ningún niño en el patio del colegio que juegue al fútbol y no quiera el balón. Al 95 por ciento de los futbolistas les encanta el fútbol y, sin embargo, hay equipos que se pasan el tiempo corriendo detrás del rival. ¿Por qué no podés tener vos el balón desde el principio?”

“Todo lo que hago lo he copiado y la mayor referencia ha sido Cruyff, porque yo jugaba contra el Barcelona y no paraba de correr detrás del balón y no llegabas nunca a tenerlo. Empezás a estudiarlo y ves que eso es lo que te gusta”.

“A Cruyff le dije que hubiera dado el dedo meñique por haber jugado en su equipo, pero no por jugar en el Barcelona, sino por cómo jugaba, porque yo veía a los futbolistas cómo disfrutaban”.

“La gente tiende a rechazar las cosas que no comprende y parece que tú tienes que estar permanentemente defendiendo esta manera de jugar. Y eso a mí me molesta mucho”.

“Pep Guardiola es un entrenador que, para los que nos gusta entender el juego así, es un placer ver jugar a sus equipos”.

“Cuando jugás bien, aunque pierdas, siempre queda algo. Cuando jugás mal no queda nada”.

Comments are closed.